LEY 3/2015, DE 30 DE MARZO

DE CONTROL DE LA ACTIVIDAD ECONÓMICO-FINANCIERA DE LOS PARTIDOS POLÍTICOS, QUE MODIFICA LA LO 8/2007, SOBRE FINANCIACIÓN DE PARTIDOS POLÍTICOS, LA LO 6/2002, DE PARTIDOS POLÍTICOS, LA LO 2/1982, DEL TRIBUNAL DE CUENTAS

Objetivo principal

La Ley ha supuesto un hito fundamental en la mejora de la regulación de los Partidos Políticos, incrementando la transparencia y el control al que han de estar sometidos.

Antecedentes

  • Esta Ley ha supuesto la modificación de diversas leyes, para acomodar la regulación en su conjunto a las medidas por las que se mejora el control sobre la financiación y el funcionamiento de los Partidos Políticos. Por esta razón, se han modificado, además de la LO del Tribunal de Cuentas, la LOPJ, la LOREG, la LJCA y la Ley General de Subvenciones.

Principales medidas

  • Respecto a la financiación de los partidos políticos introduce numerosas novedades: la prohibición de subvenciones por parte de personas jurídicas, la prohibición de que los bancos condonen deudas a los partidos o les hagan condiciones más favorables que las del mercado, la reducción del límite máximo de las donaciones a 50.000€ y las obligaciones de publicidad de éstas. La obligación de colaboración con el Tribunal de Cuentas, especialmente de las entidades financieras y la aplicación de la transparencia también respecto de las fundaciones y entes vinculados; se crea la figura del responsable de la gestión económico financiera del partido que deberá reunir unos requisitos de idoneidad y podrá comparecer en la Comisión Mixta del Tribunal de Cuentas si es requerido. Se establece la obligatoriedad de unas normas de contratación, y un sistema sancionador muy estricto.

  • Respecto al funcionamiento de partidos políticos, establece el contenido mínimo que tienen que tener sus Estatutos, la consideración de sujetos penalmente responsables que, a su vez, les obliga a la adopción de un sistema de prevención de conductas contrarias al ordenamiento jurídico y de supervisión; la mejora de los derechos de los afiliados y también de la democracia interna de los partidos políticos.

  • La Ley entró en vigor en su mayor parte en marzo de 2015.

Breve valoración política

  • Esta Ley ha supuesto un gran avance en la aplicación de la transparencia a los Partidos Políticos, con consecuencias muy importantes en la claridad y publicidad en su sistema y forma de financiación.

  • Establece nuevos límites a la financiación privada, eliminando la posibilidad de que las empresas financien a los partidos y que los bancos les perdonen sus deudas.

Descargar BOE Descargar Ficha

Intervenciones parlamentarias

Descargar el vídeo
Formato no soportado
Descarga este video para su visualización
X

Política de Cookies

Esta página web utiliza cookies propias y de terceros, con el fin de mejorar nuestros servicios con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.